15 Dic

BENEFICIOS MINERALES DEL AGUA MONTE SELVA

La riqueza MINERO – MEDICINAL de la vertiente de agua termal Monte Selva, se debe a su cercanía al activo volcán Tungurahua. Estas aguas termales emergen de las profundidades de la tierra trayendo minerales como Azufre, Sodio, Calcio, Magnesio, Potasio, Silicio, Carbono, Aluminio, Bario, Niquel, Fluor entre otros.

AZUFRE.- Rejuvenece, desinfecta y cura las dolencias de piel. Tonifica, purifica y activa el organismo, calmando emociones y sentimientos. Purifica el hígado. Fortalece tendones y cartílagos, huesos, uñas, dientes. Elimina y neutraliza los productos tóxicos.

Asociado al Magnesio cura afecciones reumáticas, insuficiencia hepática y de la vesícula biliar.

LA CARENCIA DE AZUFRE PROVOCA: Debilidad en las uñas, piel y el pelo. Afectación a las articulaciones. Impide que la depuración normal organismo. Produce incorrecta secreción biliar. Produce alteraciones del Sistema Nervioso. Ocasiona desequilibrio en nuestro organismo de otros minerales. Retarda el crecimiento.  Altera el metabolismo de los lípidos y de los hidratos de carbono.

SODIO.- Mantiene flexibles las articulaciones. Colaborar en la conducción de los impulsos nerviosos . Hace posible la contracción de los vasos sanguíneos. Alcaliniza el estómago. Ayuda en la secreción de las hormonas.

LA CARENCIA DE SODIO PROVOCA: Piel seca. Arrugas. Palpitaciones. Hundición de glóbulos oculares. Dolores en articulaciones. Reumatismo. Artritis. Neuritis. Neuralgias. Inflamaciones.

CALCIO: Participa en la coagulación de heridas. Ayuda a la excitabilidad neuromuscular. Es un impulsor del Sistema Nervioso en las fibras sensitivas y motoras. Regula el ritmo cardíaco. Permeabiliza las membranas celulares. Activa los sistemas enzimáticos. Es cicatrizante.

LA CARENCIA DE CALCIO PROVOCA: Hormigueos, comezón , entumecimiento. Trastornos nerviosos. Angustia. Agresividad. Insomnio. Deformación de uñas y debilidad del cabello. Contracciones musculares y calambres. Pobre coagulación. Cicatrización tardía y deformante.

MAGNESIO.- Cataliza encimas, hormonas y vitaminas. Estimula las síntesis bioquímicas. Regula el Ph. Actúa y calma los nervios. Favorece el equilibrio neuromuscular.  Incrementa la potencia celular, especialmente en la Tercera Edad.

LA CARENCIA DE MAGNESIO PROVOCA: Alteraciones nerviosas y musculares. Alteraciones de la piel. Caída del cabello. Envejecimiento. Irritabilidad. Nerviosismo. Taquicardia. Acné. Psoriasis. Dermitis. Cáncer a la piel.

POTASIO.– regula el contenido de agua en las células. Regula la presión osmótica que controla el Equilibrio del cuerpo. Aumenta la excitabilidad muscular, en especial del corazón, del sistema nervioso y de los músculos. Cicatrizante. Activador del hígado. Da elasticidad a la piel y a los músculos. Altamente alcalino.

LA CARENCIA DE POTASIO PROVOCA: Debilidad muscular. Parálisis. Distensión muscular. Insuficiencia cardíaca. Descenso de la tensión arterial. Arritmia. Edemas. Piel seca.

SILICIO.- Detiene en envejecimiento. Previene la alopecia femenina. Da tersura y brillo  la piel. Cuida los vasos sanguíneos. Cuida las mucosas. Fortalece las uñas. Sintetiza el colágeno. Fortalece músculos y tendones.

LA CARENCIA DE SILICIO PROVOCA: Endurecimiento de la piel. Arrugas. Debilidad de uñas y pelo. Varices. Artritis. Lentitud en cicatrización de heridas y quemaduras. lumbalgias. Artrosis.

ALUMINIO: Potente desinflamante. Elimina dolores en el cuello, espalda inferior o superior, hombros,  rodillas y talones.  Alivia dolores de piernas y muñecas. Altamente cicatrizante. Cura la gota, ciática y reumatismo.

NIQUEL: Normaliza la presión arterial. Aumenta la acción de la insulina. Regula los niveles de adrenalina. Permite asimilar correctamente el calcio.

DOLENCIAS RESPIRATORIAS
PROGRAMA  ANTI DOLOR
TRAUMAS Y LESIONES
REGENERACIÓN DE LA PIEL